toro4.jpgWWW.LASNOTICIASDEELTABO.CL

SIEMPRE JUNTO AL PUEBLO

CareJarra, único postulante en Concurso Público de belleza, acusa de violación a Toro de pueblo de Las Cruces. 

Pero a no confundirse. El violado, en esta ocasión, no fue CareJarra.

Las víctimas serían cuatro inocentes y virginales vacas de su propiedad, las que habrían sido seducidas por el pervertido Toro del vecino, Remache García. 

NR: Nótese la mirada degenerada y pervertida del voluptuoso animal.

carerraja.jpgEn horas de la tarde de ayer, las castas criaturas de CareJarra habrían sido envueltas  con falsas promesas por el Toro sin escrúpulos de Remache  y conducidas,  bajo engaños, a un solitario potrero cercano.

Una vez allí, el Toro de Remache habría desenvainado su reluciente, palpitante y aterciopelado espadachín, y con los ojos desorbitados y enrojecidos por la excitación y la lujuria, habría procedido a violar, montar y clavar en reiteradas oportunidades, sin piedad  a las inocentes vaquillas hasta saciar completamente sus bajos y salvajes instintos.

Una vez perpetrada su deleznable acción, el Toro de Remache se habría dado a la fuga, completamente satisfecho, abandonando a su suerte a las cuatro pobres y desvirginadas vacas de CareJarra., las que habrían retornado a sus pastizales por sus propios medios, completamente traumadas y con visibles huellas de la reciente actividad sexual.

CarreJarra, quién es pechoño de misa dominical (por conveniencia, lobby  y roce  social), anunció acciones legales en contra del Toro de Remache ya que, según él, la presunta violación habría sido certificada por un afamado veterinario del puerto.

CareJarra convertido casi en un beato, en sus acusaciones, argumenta y recurre a la moral y a las buenas costumbres.

Sin embargo, en entrevista exclusiva a nuestro paskín digital, Remache García entregó una versión completamente opuesta a la de CareJarra.

Según Remache, las cuatro vacas de CareJarra  no tenían nada de virginales. Todo lo contrario. Al igual que su dueño, son vacas de la noche y de mal vivir

Si bien Remache reconoce que no es de hombres hablar mal de las vacas, dadas las circunstancias, no quedaba otra alternativa.

Remache asegura que las cuatro vacas de CareJarra tienen muy mala reputación en el pueblo y llevan una vida licenciosa. Esto gracias al mal ejemplo entregado por su propio dueño, CareJarra.

Remache aclara que, durante las últimas jornadas, estas vacas de la noche han estado circulando libremente y sin ningún control, por calles y potreros sin que CareJarra  haya tomado medida alguna al respecto. 

“Estas vacas desvergonzadas son unas callejeras y se instalaban constantemente frente al portón donde pastaba tranquilamente mi Toro cemental.  Allí desplegaban sus vulgares encantos en forma descarada, provocando e incitando con sus feromonas sexuales a mi pobre animal”.

“Sucedió lo que tenía que suceder no má…”.

“Mi toro no es de fierro y ante esta provocativa actitud, reaccionó como cualquier Toro, con los cojones bien puestos.

Cumplió con su misión de macho, las hizo chupete y estas vacas cochinas recibieron su merecido”.

Estando así las cosas, solo resta esperar el pronunciamiento de los jueces pero a la vista de los antecedentes, esto solo se trataría de un simple cacheteo taurino.

CareJarra deberá olvidar las demandas y seguirá derrochando jugo a caudales tratando de mantenerse en su puesto a través del concurso público de belleza, según él, hecho a su medida. .

Por otra parte y cambiando bruscamente de escenario, la Revolución de la Gripe Porcina continua lentamente propagándose por nuestra américa morena.

porcino.jpg

Se estima que el avance de esta influenza es ireversible y sin retorno.

Una de sus víctimas en nuestra comuna ya estaría sufriendo sus primeros síntomas diarréitecos expulsando desechos con challas y vómitos aguardentosos.

Se trataría nada menos que del anciano senil, 22 avo concejal ex séptimo.. El de los 105 votos. El del Blog amarillento . 

Hasta el momento no se ha podido determinar en que vereda política habría contraido el virus ya que el amargado vejete ha recorrido todo el espectro partidario.

gripe.jpg

 

Sin embargo, para alegría de la población toda, el antiviral suministrado no habría dado buenos resultados  por lo que se espera un pronto desenlace fatal.

De no ser así, ya habría un sicario contratado y a la expectativa para finiquitar, de una vez por todas, este estorbo comunal.

El epitafio ya habría sido redactado por la viuda. "Aquí yace, por fin tieso, mi difunto esposo".

De cumplirse la profecia, este paskín lo publicará gratuita y generosamente en su obituario.