La extracción ilegal continúa por parte del particular, José Miguel Plaza Aravena, a pesar de los decomisos de vehículos y las múltiples multas cursadas tanto por el municipio tabino como por carabineros de El Tabo.

altLa extracción ilegal continúa por parte del particular, José Miguel Plaza Aravena, a pesar de los decomisos de vehículos y las múltiples multas cursadas tanto por el municipio tabino como por carabineros de El Tabo.
 

Incluso, se habrían presentado situaciones de matonaje y amenazas con arma blanca de parte de los infractores en contra de personal de inspección municipal, situación que ya estaría siendo ventilada en la fiscalía de San Antonio.

El negocio de esta extracción ilegal, que ha causado un enorme daño ecológico en el sector, es de tal forma rentable que los infractores cancelan las multas en el Juzgado de Policía Local y continúan con las faenas.

Ante este escenario, la página web municipal informó que se han realizado reuniones de coordinación, la última elalt viernes 16 de noviembre, entre el municipio tabino, representado por su alcalde Emilio Jorquera, donde ha participado el capitán de puerto de Algarrobo, Gonzalo Bunguer, el jefe del retén de El Tabo, Sub Oficial Juan Montecinos y la asesora jurídica municipal Yazna Llullé.

En la última reunión, no participó la abogada de la Gobernación provincial, Nora Venegas, quien se excuso dando razones de agenda.

Según informa la página municipal; El jefe del retén de El Tabo, Juan Montecinos, indicó que se hará aún más exhaustiva la labor de fiscalización por parte de carabineros estableciendo el compromiso de sancionar duramente a los responsables de las extracciones. De igual manera se expresó el capitán de puerto de Algarrobo Gonzalo Bunguer, quien aseguró que la institución se sumará a las medidas, al igual que el departamento de inspección municipal a través de seguridad ciudadana.

El alcalde Emilio Jorquera declaró, “Para el municipio siempre ha sido un tema de suma importancia el daño que se está provocando al patrimonio comunal y al medio ambiente.  Tanto carabineros como los marinos y nuestro departamento de inspección han trabajado en el seguimiento de esta faena ilegal, pero ni las reiteradas advertencias, multas y decomisos han sido suficientes para que se detenga la extracción”, agregando que se realizarán todos los esfuerzos necesarios que ofrece el marco legal para acabar con este daño ecológico.

También se señala que; Representantes de diferentes estamentos interesados en el tema acordaron tomar diferentes medidas adicionales, a las que ya se aplican, mediante la fiscalización de carabineros, la capitanía de puerto y el departamento de inspección del municipio.

Estas medidas o próximos pasos a seguir podrían involucrar al Consejo de Defensa del Estado, autoridades medioambientales, los tribunales de justicia y otras medidas en terreno que, por razones obvias, no serán anunciadas. LNT.